La seguridad de los empleados, prioridad esencial de Integralia en el extranjero

El Protocolo de Seguridad Personal se aplica a todas las actividades que se desarrollen en el extranjero, ámbito en el que se encuentra su mayor cartera de obras.

Una calurosa bienvenida y un protocolo de seguridad para que nuestros empleados se sientan respaldados. Estas son las dos primeras cosas que reciben los compañeros recién incorporados al equipo de Integralia. Dos cuestiones que no son baladí cuando se trata de hacerles sentir parte de un grupo de profesionales tan cohesionado como cuidado.

Debido al aumento de obras en el exterior – Argelia, Irak, Colombia, Haití, Noruega, Bélgica…- Integralia puso en marcha un protocolo de seguridad para preservar la integridad personal de sus empleados ante cualquier imprevisto que pudiera surgir. Un documento vivo, que se completa constantemente con las aportaciones de nuestros empleados, y en el que pueden encontrar información útil sobre procedimientos a seguir en casos excepcionales y en cada obra concreta.

integralia

Las delicadas situaciones políticas en países como Irak o la exposición a catástrofes naturales en otras zonas como Haití no pueden ser pasadas por alto cuando queremos ofrecer las máximas garantías a nuestros empleados. Entre las situaciones contempladas en el protocolo , que escapan al control de Integralia, pueden ir desde actos de guerra o invasión, pasando por terrorismo, revoluciones o disturbios, hasta catástrofes como terremotos, inundaciones o huracanes, entre otros.

La información, principal aliado de seguridad

En esos casos, y siempre bajo el control del máximo representante de Integralia en la zona, se aplicará un protocolo de seguridad cuya premisa principal se basa en la información. En este sentido es básico que los empleados conozcan datos como direcciones de hospedaje o números de teléfono propios y de las personas que haya que localizar en España en caso de necesidad. Una información que se completa con la de obligada presentación ante la embajada para dar cuenta de la estancia en el país.

Pero, ¿qué incluye el protocolo de seguridad? El inicio se reserva para la clave de activación del protocolo así como el punto de encuentro seguro tanto dentro como fuera de la obra y su ruta de evacuación. Posteriormente, se indica los medios de locomoción a emplear y la dirección de la Embajada y/o Consulado de España donde acudir y la persona de contacto. En el caso de no existir, se facilita la de otro país de la Unión Europea. Finalmente ofrece la dirección y teléfono del hospital o centro asistencial Fremap más cercanos a la obra, la ruta de evacuación a España, sus medios de locomoción y lo imprescindible para el equipaje de mano.

Aunque deseamos no tener que utilizarlo nunca, el protocolo puede ayudar a mantener seguros a nuestros compañeros. Por eso es tarea de todos mantenerlo actualizado y colaborar para que lo único que recordemos de nuestro trabajo sean los éxitos.

Anuncios

Las grandes constructoras españolas confían la realización de estructuras metálicas a Integralia

Ferrovial, Acciona, Sacyr, ACS Dragados, OHL, TSK, Isolux u Ortiz son sólo algunas de las compañías que han escogido trabajar con Integralia tanto dentro como fuera de España

Trabajar con humildad, profesionalidad y calidad te ofrece grandes oportunidades. Estas palabras, que deberían ser el mantra de toda compañía, han calado hondo en la manera de trabajar de Integralia. La compañía toledana especializada en la ingeniería, fabricación y montaje de grandes estructuras metálicas trabaja con perseverancia al servicio de la innovación y la calidad sin perder nuestros orígenes y filosofía centrada en las personas. Estos dos ingredientes han sido la fórmula de éxito para posicionarnos junto a las grandes constructoras del país. Todo un orgullo para nosotros y todo un reto. Exigencia y cualificación técnica.

La preparación del equipo humano de Integralia junto a la capacidad para ofrecer fórmulas eficaces, han tenido un gran peso en esta tarea. Es por ello que cada vez confían en nosotros las mayores prescriptoras del sector de la construcción y la industria. Uno de estos ejemplos es Acciona para quien Integralia ha realizado trabajos de tanto calado como el flamante Estadio de San Mamés (8.000 toneladas de acero), la Planta Termosolar de 50MW de Orellana La Vieja (3.000 tn) o la estructura metálica para el Centro Logístico Militar de Farmacia del Ministerio de Defensa (800 tn).

Pero no han sido la única. Sacyr encargó a Integralia la estructura metálica para una pasarela peatonal en Mataró (200 tn), con TSK hemos trabajado en la Central Térmica de Soto de Ribera (1.200 tn) y con Ferrovial realizamos las oficinas de Iberespacio en Madrid (1.000 tn). Además, con Isolux y Copcisa hemos levantado la Ciudad de la Justicia de Córdoba (1.500 tn), con Dragados la nueva estación del AVE en Vigo (5.000 tn) y con PHB Weserhütte la Terminal Logística del Puerto de Huelva (1.000 tn). Completan otras obras españolas el Viaducto de Bistibieta (500 tn) junto a Ortiz y Construcciones Murias y el Centro Comercial Puerto Venecia de la mano de El Corte Inglés.

Marca España en el exterior

Pero fuera de nuestras fronteras Integralia también ha tenido amplio recorrido junto a los mejores. Su cartera de obras se ha ampliado en Colombia, Haití, Irak, Argelia, Noruega o Bélgica. Para estas obras, también han confiado empresas tan importantes como la colombiana Conconcreto en el desarrollo del Centro de Negocios Fressenius en Bogotá (10.000 tn) o Elecnor en la importante reconstrucción del Hospital Universitario de Puerto Príncipe en Haití (2.500 tn).

Por último, OHL ha confiado a Integralia la ejecución de dos importantes proyectos ferroviarios en partes muy diferentes del globo: Argelia (1.000 tn) y Noruega (450 tn). Un conjunto global de obras, tanto dentro como fuera de nuestras fronteras que avalan el compromiso de Integralia por el bienestar.

“Integralia mantiene una expansión sostenida combinando presencia en países emergentes y mercados consolidados”

La presencia de Integralia fuera de las fronteras españolas no es casualidad. Argelia, Irak, Colombia, Bélgica, Noruega o Portugal confirman que la empresa de estructuras metálicas cumple con un plan de expansión internacional que prima la calidad de su trabajo. Precisamente un empeño que contribuye a la imagen de la Marca España tan de moda en sus infraestructuras. Hablamos con el Director Desarrollo de Negocio de Integralia, Alejandro Civantos.

– ¿Cómo es el modelo de expansión internacional de Integralia?

La clave de Integralia es mantener un equilibrio entre la presencia en países emergentes y mercados consolidados para lograr un crecimiento sostenido pero siempre con proyectos de calidad. Nuestra historia está muy ligada a la presencia en países en vías de desarrollo por esa filosofía que promueve Integralia de comprometernos con el origen del bienestar, es decir, de aquellas infraestructuras que ayudan al desarrollo de ciudades y de su sociedad.

Un claro ejemplo es Latinoamérica, en dónde Integralia incluso ha abierto una delegación comercial, concretamente en Colombia, como una de las principales zonas de proyección de infraestructuras. No obstante, la experiencia y calidad de procesos de Integralia también nos lleva a trabajar en mercados maduros como Portugal, Bélgica o Noruega, dónde además también hemos constituido una delegación comercial.

– ¿Qué proyecto fuera de España ha supuesto el mayor reto por su envergadura o complejidad?

Sin duda alguna, los estadios de Babil y Al Russafa, en Irak, han sido los proyectos más complicados a los que nos hemos enfrentado: por logística, por la complejidad de los proyectos y la ingeniería así como por la delicada situación por la que atraviesa el país. Erigir dos colosos del fútbol de más de 12.500 toneladas de acero entre los dos no es tarea sencilla, por lo que podemos decir que es uno de los proyectos de los que más orgullosos nos sentimos.

– ¿En qué mercados se valora más el componente de sostenibilidad de las estructuras metálicas?

Según el Índice de Desempeño Ambiental (EPI), Noruega, Suecia y Dinamarca se encuentran en el ranking de las 10 países “más verdes” del mundo, lo que conlleva la aplicación constante de medidas sensibles con el entorno. En el ámbito noruego el empleo del acero es un aliado para minorizar el impacto medioambiental debido a su alto nivel de reciclabilidad. Este hecho, unido al ambicioso plan del gobierno noruego para la creación de infraestructuras como las autopistas que atravesarán los fiordos, ha hecho que Integralia establezca una de sus delegaciones en Noruega.

– ¿Cuál crees que es en el exterior la visión de la ingeniería española?

La Marca España está de moda fuera de nuestras fronteras y la adjudicación de colosales obras como la ampliación del Canal de Panamá a Sacyr o el AVE a la Meca de OHL, lo confirma. La ventaja competitiva de la ingeniería española es que hemos sabido levantar un país nuevo en 40 años y eso se valora fuera. Eso también es Marca España, por lo que es normal que los extranjeros quieran contar con españoles para el desarrollo de sus principales proyectos.

Además, la fabricación en nuestro país bajos estándares europeos de máxima calidad también es un activo a la hora de elegir empresas españolas. Integralia cuenta con certificaciones como la ISO 9001 en Sistemas de Calidad, la ISO 14001 en Gestión ambiental, la EN 1090 en Control de Producción o la EXC4-1090, el mayor nivel de calificación en requisitos de calidad de los procesos de fabricación.

– Argelia, Irak, Colombia, Haití y ahora Noruega ¿cuál es la clave del éxito de Integralia?

La clave del éxito de Integralia radica en su capacidad técnica, en el equipo que hace posible la ingeniería y la integración del proceso de principio a fin. Ponemos en el centro a nuestro cliente y eso se nota desde el momento en el que diseñamos la estructura metálica, durante la fabricación y en el momento del montaje en obra. No dejamos de asistir al cliente en ningún momento. Esto, junto a la competitividad en el precio y resultados de calidad, son ases ganadores.

Avanzan los trabajos de Integralia en el Hospital Universitario de Haití y la línea de ferrocarril de Argelia

Se estima que la fabricación de ambos proyectos concluirá en los próximos meses

Los trabajos que han llevado a Integralia hasta Haití y Argelia vuelven a tomar su impulso original para promover el bienestar entre las personas. El ritmo de las obras en el Hospital Universitario Puerto Príncipe de Haití y en la línea de ferrocarril que une las ciudades de Annaba-Ramdane-Djmel (Argelia) avanzan correctamente y con buenas previsiones para su finalización.

Hasta Argelia ya han llegado los primeros camiones con vigas armadas de acero que formarán parte de la modernización de la línea ferroviaria entre las tres ciudades argelinas. Un arduo trabajo debido al espectacular tamaño de las vigas de 30 metros de longitud y 2,2 de altura, que alcanzan un peso de 30.000 kg cada una. En total se utilizarán 1.000 toneladas de acero en el desdoblamiento de una doble vía de 40 kilómetros ya existente y la proyección de otros 50 kilómetros de ruta de nuevo trazado en doble vía.

argelia_viga2

En paralelo, Integralia está fabricando el resto de la estructura metálica de la línea ferroviaria acero que, desde un tablero mixto de hormigón, soportarán los tres puentes del trazado de la línea ferroviaria. Se estima que la fabricación finalizará a lo largo de 2017.

El Hospital Universitario de Haití, una realidad próxima

Por otro parte, la reedificación de la estructura metálica del Hospital Universitario de Puerto Príncipe en Haití tras el terremoto que asoló la zona hace seis años, está a punto de culminar. La estructura metálica global que soportará con sistemas antisísmicos el Hospital derruido estará finalizada durante los próximos meses. En la actualidad Integralia fabrica elementos secundarios como escaleras y rampas.

En total, se utilizarán unas 2.500 toneladas de acero, con forjados de chapa colaborante que cubren una superficie útil de 20.000 metros cuadrados y con pórticos resistentes y elementos BRB (Buckling Restrained Braces), que garantizan la resistencia de la estructura ante fuertes movimientos sísmicos.

haiti_enero-1030x580

Una vez más, los técnicos de Integralia se han desplazado a ambos países para acometer el montaje en obra y supervisar las labores de ensamblaje de las piezas de acero. Desde el terreno de trabajo, se ofrecen garantías de calidad y trato cercano como un valor añadido de estos proyectos centrados en las personas.

Infraestructuras que conectan personas

Las infraestructuras viarias o ferroviarias mejoran la calidad de vida de un país, tanto a nivel social como económico. Por su complejidad, estos proyectos suponen uno de los mayores retos técnicos en la ejecución de estructuras metálicas e Integralia los aborda por su importancia para conectar personas.

Tanto a nivel nacional como internacional, la compañía ha desarrollado proyectos que están llamados a convertirse en fuentes de desarrollo futuro. Hace escasos meses, Integralia amplió la internacionalización del grupo en Argelia participando en la modernización de la línea de ferrocarril que une las ciudades de Annaba-Ramdane y Djamel. En esta ocasión, cerca de 1.000 toneladas de acero han servido para mejorar las instalaciones existentes de un proyecto que también contempla el desdoblamiento de su vía y proyección de nuevo trazado con el fin de facilitar las comunicaciones e impulsar el mercado de la zona.

20150721_105104

Mucho más cerca, en el País Vasco, Integralia ha desarrollado durante este año 2015 el Puente Arco Ferroviario que, desde el viaducto de Bistibieta, unirá la alta velocidad entre las ciudades de Vitoria-Bilbao y San Sebastián. Más de 200 toneladas de acero en chapas componen esta magnífica obra que ya forma parte del paisaje de la zona con un puente arco metálico que apuntala en su parte central el viaducto de Bistibieta, de 180 metros de longitud. Este tramo del AVE, a su paso por Lemoa, Bedia y Galdako, conectará a las tres capitales vascas a 250 km/h en el año 2019, según indican diversas fuentes.

DSC_0039

Otro de los hitos principales en esta tipología de obras es la creación en Vigo de la nueva estación del AVE. En concreto, nuestra compañía utilizó más de 5.000 toneladas de acero en la construcción de la cubierta del cajón ferroviario del AVE, que contará con un túnel de 8 kilómetros de longitud desde la localidad de Redondela. Sobre las vías además de desarrolló una estructura metálica que será la base de la futura estación, dónde se ubicarán locales de ocio, una zona comercial y una gran plaza pública.

portada_1

Porque los viajes no son solo traslados de personas, sino reencuentros, alegrías y sorpresas, Integralia pone de su mano toda su capacidad para crear infraestructuras de comunicación accesibles, seguras y de calidad. ¡Felices viajes!

La importancia del trato continuo con nuestro cliente: la asistencia en obra

Si algo diferencia unas empresas de otras es la calidad del servicio que prestamos a quienes confían en nosotros. Para Integralia un servicio volcado al cliente, en el que se sienta atendido y satisfecho, es uno de los valores diferenciales que han conseguido éxito en los proyectos que llevamos a cabo. Ese valor añadido es el que nos hace destacar respecto del resto de empresas del sector.

Nuestro departamento técnico colabora con nuestros clientes en total sintonía para el éxito del proyecto. En Integralia, una comunicación fluida y servicios especializados son herramientas básicas para lograr un trabajo óptimo.

Por este motivo, la asistencia en obra comienza ya desde el proceso de ingeniería iniciado en la Oficina Técnica, valorando el proyecto que se contrata y planteando las mejoras oportunas que puedan interesar al cliente y a nuestros procesos de trabajo. La premisa bajo la que trabajamos es clara: siempre que se plantea una propuesta de cambio o mejora debe de tener una gran ventaja ante el cliente en costes y/o plazos en la ejecución del proyecto.

Entre los valores a destacar de Integralia en este ámbito se sitúa una oficina técnica eficiente y operativa, técnicos con amplia experiencia en taller y en obra, agilidad en plantear soluciones e informes técnicos y conocimiento exhaustivo de las normativas nacionales y de otros países.

Aunque, por supuesto, todos los planteamientos deberán ser aprobados por la Dirección Facultativa de la obra, Integralia no ceja en su empeño de ofrecer mejoras cuantitativas y cualitativas que se convierten en activos importantes para el desarrollo de los proyectos en que participamos.

Una vez más, Integralia pone el acento, además de en soluciones, herramientas e innovación, en el valor de nuestros profesionales. El trato y entendimiento continuo con los interlocutores de nuestros clientes y el seguimiento exhaustivo del proceso son la mejor forma de avanzar en proyectos que, gracias a nuestra contribución mediante la ejecución del entramado metálico de la obra, son origen de bienestar enfocado al ámbito residencial, comercial o industrial.